El céntrico espacio se convierte en la Ciudad de la Lectura, con sus avenidas y plazas, sus casitas de madera y unos ochenta expositores.

La Semana es una herramienta para que las editoriales que editan en catalán y las librerías acerquen al lector sus publicaciones, dando visibilidad a los libros y a las revistas y ofreciendo recomendaciones de lectura.

Se hacen actividades de diferentes tipos: itinerarios literarios, desayunos, aperitivos y meriendas, conversaciones con autores, lecturas en voz alta, presentaciones de libros, talleres y un gran número de actividades pensadas para el público familiar.

En 1983, el vestíbulo de la estación de Sants acogió la primera edición de la Semana del Libro en Catalán, que se celebró allí hasta 1989. Con la intención de llegar todavía a más gente, a partir de 1999 se incorporaron nuevas sedes a la de Barcelona, como las ciudades de Gerona, Tarragona, Perpiñán, Palma, Madrid y Nueva York.

Dónde
avenida de la Catedral
Cuándo
septiembre
+